10/4/09

Complacencias VII. El Mar Océano y sus Ballenas


Hace muy mucho Eileen dejó caer un dejo de petición. Es muy mañosa.

Se refería a estas nuestras ballenas compartidas, y son compartidas porque, ellas sí, no conocen fronteras. 

Llevan miles y miles de años traspasando límites. No ocupan visa.

Muchos otros no ocupa visa. Uno de ellos es la "Mar Océano".

Por otro lado, hay una poema bellísimo escrito por Pablo Neruda que me causa una muy particular fascinación. Es la Oda al Mar.

Una de mis ambiciones fotográficas sería ilustrar esa oda. Dudo que se me haga, pero no le hace.

Inicia así:

Aquí en la isla
el mar
y cuánto mar
se sale de sí mismo a cada rato,

dice que sí, que no,
que no, que no, que no,
dice que si, en azul,
en espuma, en galope,
dice que no, que no.

No puede estarse quieto,
me llamo mar, repite
pegando en una piedra sin lograr convencerla,

entonces
con siete lenguas verdes 
de siete perros verdes,
de siete tigres verdes,
de siete mares verdes,
la recorre, la besa, 
la humedece
y se golpea el pecho
repitiendo su nombre.



Oh mar, así te llamas,
oh camarada océano, no pierdas tiempo y agua, 
no te sacudas tanto,

ayúdanos,
somos los pequeñitos 
pescadores,
los hombres de la orilla,
tenemos frío y hambre
eres nuestro enemigo, 
no golpees tan fuerte,
no grites de ese modo,

abre tu caja verde
y déjanos a todos
en las manos
tu regalo de plata:
el pez de cada día.

Bueno. Apenas voy por ahí, y se me hace que está medio chafa. Lo que si les puedo decir es que este es el mar de la ballena gris.

Mejoraré. Nomás es cosa de seguir tomando fotos.

Así que mejor ya pongo las ballenas.

Sea como sea. Cuando tengo la oportunidad de ver esto soy bien, pero bien feliz.

Saludos

RRS

PD. Prometo tomar mejores fotos de ballenas el año que entra, cuando ellas regresen.
La verdad es que en este año estuvieron medio fodongas. Nomás salían a resoplarnos y darnos envidia. 

5 comentarios:

Kuruni dijo...

Debe sentirse muy bonito. Gracias por compartirlo.

chilangelina dijo...

Bravoooo, bravoooo, bravooooo!!!
Me has hecho muy, muy feliz!! Por las fotos y por el texo; por alguna extraña razón en estos días Neruda ha vuelto a mi vida de golpe y porrazo.

Ahora, por lo otro... jum, me dijiste mañosa. No importa, lo vale.
Gracias en serio. :D

Xerófilo dijo...

Hola Kuruni.

Todo esto es muy bonito. Andar en lancha es fascinante, sobre todo si sales a "mar abierto".

Si uno tiene suerte vas en "sube y baja", pero sin marearte.

Es divertídisimo, sobre todo si van amistades gritonas (que fue el caso, ya luego nos dijeron que nuestra lancha ni ocupaba radio, con los puros gritos bastaba para ubicarnos).

Yo había visto ballenas en otras ocasiones, pero esta es la primera vez en que la situación era idónea para tomarles fotos. En las otras si estaba trabajando.

Me exasperó que la más bonita sea la del resoplido (la última). Las he visto más lucidoras. Ni modo, ya será el año que entra.

Eileen. Me da gusto la coincidencia, aunque la verdad no me extraña tanto (me refiero a Neruda).
Hace tres o cuatro años quise conseguir un lbro de Neruda en el DF. No pude.
Únicamente ofertaban el de "Veinte poemas de amor y una canción desesperada"

Me dio harta tristeza, pero ahora estoy contento de quer estén en internet.

Lo de "mañosa" tú sabes que es con harto cariño y respeto.

Pero si quieres ya mejor te digo "sonsacadora". O a ver que se te ocurre.

Son palabras distintas. Dícese que si las usamos el señor "Alzheimer" llega después.

Pero ni es cierto.

Insisto. Para ambas.

Saludos cariñosos, y gracias por venir.

RRS

Carmen dijo...

Me acaba de pasar algo que creí que nunca me pasaría.






























Me mareé con tus fotos, a partir de la foto del mar chueco la estabilidad en mi sillita del super comenzó a tratabillar. Yo digo que sí lograste el efecto que buscabas

Es que me mareo mucho, pero mucho y más si estoy con el estómago vacío.

Date una vuelta por las librerías de viejo de Donceles y puede que encuentres a Neruda ;-)

Xerófilo dijo...

Hola Carmen:
Creo que sabes que me hiciste uno de los mejores elogios que se le pueden hacer a un narrador.
¡¡¡Logré que estuvieras en la lancha durante un instante!!!

Qué bello ¿no?

La verdad es que, como había pocas ballenas, mejor me puse a fotografiar el mar, pero quería transmitir el efecto del movimiento y bamboleo.

Espero que el mareo se te haya pasado rápido y que no haya sido desagradable.

Gracias también no sólo por venir y comentar, sino por recomendarme lo de las librerías de Donceles. Voy a ir.

Saludos. Cuídate mucho.

RRS