19/7/08

Xerófilo en el DF IV. Altares Paganos


Quiero compartir mi percepción y vivencia de los "puestos" de algunos de nuestros artesanos indígenas.

Desde niño se me enseñó a apreciar aquello que "ofrecían", como manifestación del conocimiento, sabiduría y creencias de nuestras culturas de origen.

Siempre que veo sus "puestos" quedo fascinado.

En cada objeto hay tanto color, tanta invención y tanto preciosismo que, pieza por pieza, me causan un profundo placer.

Pero, desde mi percepción, existen un par de factores adicionales. 

El primero es "el conjunto", el segundo es "el arreglo" o, más bien, el acto de "arreglar".

No puedo evitar pensar que ambos forman parte de un ritual que no alude únicamente a la relación vendedor-comprador.

Pienso que el ritual se vincula con el acto de veneración a los antiguos dioses del comercio. Me encuentro que, para los Mexicas, el Dios del Comercio era "Cochímetl" o "Coccochímetl". 

No me es difícil pensar que, en México, como en el resto del mundo, cada una de nuestras culturas debió tener deidades análogas para esa actividad.

En la disposición final de cada uno de esos "puestos" yo veo Altares dedicados a esas deidades. En la colocación de cada una de las piezas aprecio el Ritual ofrecido a aquellos dioses. En la compra, está la "veneración", tanto del vendedor como del comprador, a esa deidad.

Quiero ilustrar mi sentir en forma sencilla. Primero la "disposición":




Después el "ritual" (aunque, reconozco, ese va antes, pero, la verdad, lo "siento" más bonito así):







Espero les haya gustado, si no las ideas o conceptos, cuando menos algunas de las fotos.

Tan tan

RRS

10 comentarios:

Carmen dijo...

Mmh ya viene a aguar la fiesta, esa primera foto podría apostar que no todo es artesanía mexicana, muchas piedras son cortada y pulidas en China, ash así es la cosa. Y como son baratas pues les sale bien la reventa a los indígenas. Coyoacán para artesanías, mejor ni hablar. Bueno la cosa es para decirte que tuviste razón con las almejas, qué cosa tan rica, y luego encontré otras almejas rarísimas las chiludas. Ya pondré fotos. Pero lo que no te perdono es que te quedaste corto al decir nada más que Rosarito no te gustaba. Es el lugar más horroroso en el que he estado, puajh, pinche lugar. Lo único bueno: su playa. Me hubieras dicho: si te gusta el mal gusto, acercate a Rosarito, me cae.
¿Cuándo quieres los recetarios y dónde? Déjame un mail, para que no se entere todo mundo aquí.

Xerófilo dijo...

Me da muchísimo gusto saber de ti.

Conozco las almejas "chiludas". Las hay hacia el sur, en Bahía Magdalena. No sé si las que tú comiste son del sur o del norte, porque la distribución del género llega hasta Canadá (creo que son dos especies). Nunca las he probado. Es platillo caro y raro, al menos en el sur de la península.

Por lo que escribes intuyo que te quedaste en la pura costa del Pacífico, en el tramo Ensenada-Tijuana. Ni hablar.

La neta, la neta no me quedé corto. Fui muy explícito en el circuito que recomendé. Revisa y veras. Para mi decir que algo está "muy gringolizado" es extraordinariamente peyorativo.

Qué bueno que te gusto la playa del Rosarito. Para mí es bien poquérrima cosa, ya verás si regresas al Golfo, o viajas más al sur.

En realidad eso es bueno. Se deben a ustedes mismos otro viaje a la península flaca.

Sea como sea, me queda la impresión de que disfrutaron su viaje, y eso me da mucho gusto.

Saludos

RRS

PD. De las artesanías, qué quieres que te diga, tienes toda la razón. En varios aspectos va disminuyendo su calidad, no solo en el que tú anotas.

Un ejemplo, seguramente recuerdas cuando la artesanía huichol era hecha con base en estambre, que se aplicaba sobre cera, para elaborar sus "ilustraciones". En la actualidad todo es chaquira, desde hace como 20 o 25 años ellos mismos sustituyeron la materia prima. ¿Qué le vamos a hacer?
Lo que más coraje me da es que yo nunca me compré uno de los "originales" porque se me iba a derretir en La Paz con tanto calor. Ya ni modo.

Te voy a escribir.

Muchas gracias Carmen.

tangómana dijo...

Chale, yo no sabía lo del arte Huichol. Siempre he pensado que desde siempre es con chaquira.
En fin, de lo que se viene enterando uno a veces.
El caso es que por más chafona que comenten que anda la artesanía, a mí me encanta.
Por ejemplo, esos animales con tela que tienes en la octava foto. Sobre todo los cocodrilos por esos colores, y los gallos que se ven atrás. Son excelentes.
¡Un abrazo muy grande a los dos!
Celeste

Xerófilo dijo...

¡Ay Celeste!

Seguido me haces sonreír.

Fíjate que a mí la artesanía Tzotzil (la de los cocodrilos, originaria de San Juan Chamula, Chiapas) me gusta mucho. Ya tengo un montonal de animales. Si los expusiera todos mi casa parecería zoológico. Y esa es la intención.

Pero en esta ocasión me dio un poco de tristeza apreciar que ya los producen en serie. Otra vez, ni hablar.

De todos modos las combinaciones de colores se me hacen bien increíbles y, como ya alguna vez dije, la pura interacción de preguntar ¿qué animal es?, al menos para mí, es divertidísima.

La niña que aparece ahí ya me conoce, así como su hermana. La que está en la fotografía es muy tímida, no le gusta hablar español. Su hermana, algo mayor, lo habla (el español) mejor que varios alumnos de posgrado que conozco. Me gusta que se sorprendan de mi asiduidad. Me gusta que sepan que lo suyo se aprecia.

Saludos

RRS

*Marianita* dijo...

deberías haber reportado la venta de fauna nativa y exótica.
jejejee, pero más bien alguien te debería reportar a ti también por ser comprador de fauna.
jajajaa
saludos

Xerófilo dijo...

Mariana:

Debiste guardar silencio.

Lo bueno es que aquí nadie nota el rollo de la "diversidad", ni entiende sobre la preservación de las especies, ni nada de eso ¡¡¡Shhhh!!!

Recuerda. Yo describo aspectos básicos y etológicos de la fauna nativa y exótica. Tú pones el nombre.

Nos vamos a michas con los créditos. Publicamos y ya.

No des lata con denuncias ante la PROFEPA.

Es de mal gusto.

¿Qué?

¿Cancelamos ambos comentarios?

RRS

*Marianita* dijo...

simón, aquí nadie leyó nada. chitón.
de todos modos, en profepa tampoco jajajaa.
las fotos desde arriba (sacando el usadísimo estilo flojo o niño larva o "en picada" como dijo Celeste)en tus altares paganos , hubieran sido también muy coloridas. así de ladito la marabunta de ...BIODIVERSIDAD FANTÁSTICA también está bonita, pero no se ven todos los colores, aunque sí las formas.
bueno ya, nada me parece, no? jaja. tan chulas (punto).

Xerófilo dijo...

Mariana:

Para mí, acertadísimo comentario y crítica.

Dame chance y veras.

Ve lo que sigue.

RRS

Tamara dijo...

lo de los huicholes es relativamente "nuevo". No tiene ni un siglo de historia. Lo maravilloso es que no les gusta que les digan huicholes, es despectivo. Se debería decir Wixarika (uirrarika), si mal no recuerdo, que es como ellos se autodenominan.

Al ser una tradición relativamente reciente han utilizado materiales que les son cómodos trabajos y económicos, si lo piensan es más fáicl y barato conseguir chaquira. Además, terminan más rápido. A mí no me molesta, ni me pone triste, finalmente se adaptan a las circunstancias de su contexto, que también es el nuestro: el aberrante capitalismo.

Lo más interesante para mí es la representación que hacen de sus mitos a través de sus imágenes, ya sea en manteles, jícaras (tienen otro nombre, pero lo dejo así por la forma del objeto y por que no recuerdo el otro nombre), o últimamente aretes y demás colguijes, los cuales debo decir sí me parecen aberrantes.

Saludos!

Xerófilo dijo...

Hola hija:
No sabía eso de que no les gustaba el término "huichol", pero ahí no cabe lo de decir que es "maravilloso".
Tampoco sabía que esa tradición artesanal sea relativamente reciente. Se me hace que ahí te equivocas.
O ¿a poco sus morrales antes eran de manta cruda?

No sé, se me hace difícil de aceptar. Habrá que averiguar.

Saludos hija
RRS